domingo, 18 de enero de 2009

El pensamiento tiene poder Universal, por el Maestro Jesus a través de MJG



Es a primera hora de la mañana, está cayendo una fina lluvia, pido a mis ángeles guardianes, guías, protectores, que mis canales sean sumamente protegidos -como siempre suelo hacer- y me dispongo a dejar plasmado aquí en esta cinta cosas que vengan a mi mente. Sé que es una doble información de lo habitual, de mi mente más humana, más lógica, y más de tercera dimensión, -podemos poner también- y en fin podría seguir hablando y hablando, pero como siempre voy a dar paso a que suceda lo mejor. Vuelvo a pedirle a E. que por favor desde todo su amor pueda transcribir este mensaje.

Creo que por lo que antes he podido estar yo sola en una pequeña meditación, tiene que ver con trabajos personales, con claridad desde la verdad y la mentira. Esto es lo que a simple vista puedo saber ahora mismo, un poquito así como orientación.

En este momento veo como si hubiera una doble imagen, yo sé que es mi ser, una parte más masculina y se puede desdoblar esa imagen y aparece la del maestro Jesús, y luego aparezco yo así como humana mucho más pequeña a su lado y lo que me enseñan son unas túnicas, como granates y amarillas y me ponen en mente:

Comienza el tiempo de la perdida de conciencia, donde después de estos momentos tan largos, tan largos en el tiempo, aunque a veces para el ser, luego ya en su resumen concreto, sean como instantes, aunque aquí humanamente hayan pasado siglos para muchos, y eones de tiempo también para muchos, pues todos lo que llevan y llevamos grabado la primera semilla y esencia de la tierra, combinan y compaginan con nosotros desde el primer momento del código del ADN que se bajó donde se fue esterilizando ya la tierra para abonar la semilla de la cosecha de esta raza, y venidera de las futuras.

Quiere decirse que hemos partido en muchos campos ya, astrales superiores, yéndolos bajando para nuevas formas geométricas y simétricas en todos los polos.

Hoy vamos a dar una información muy sencilla, muy escueta muy de la tierra. No queremos cansar demasiado a esta alma viajera MJG, viajera en mucho, mucho en lo que hoy se puede denominar la palabra tiempo. Muchas partes de su psiquis están agotadas por todo este cambio genético, también nosotros la llevamos a situaciones de mucho análisis en su mente y en su cerebro izquierdo y derecho.

No vamos a hablar ahora de todos esos mecanismos pues son inmensos e intensos, y quiero dejar esto muy claro, que son los epígrafes, no se si esa palabra será entendida aquí humanamente como queremos nosotros exponerla, por que también sabemos que existe esa gran dificultad.

Cuando a vosotros os llega una visión del ojo y veis un panorama, nosotros lo hemos tenido que traspolar a esta dimensión para que se vea así. Pero nosotros lo hemos fragmentado y segmentado para que luego después, el ojo, el oído y poder llegar al tacto, para que pudiera darse, verse, sentirse.

Pero imaginaros como cuando os reflejáis en un espejo, pero no estáis ahí, hay una separación, hay unos átomos de distancia, y hemos tenido que hacer también esa sustancia del espejo -que ahora ya os es muy fácil- por que ya la mente ha podido traspolar mucho más allá de los que yo puedo ver y sentir, ha confiado más en esos mecanismos.

Hoy os quiero hablar muy desde el corazón, con este alma, no es un alma gemela mía, pero hemos vivido tanto, tanto, tiempo juntos el aliento del mundo -y os hablo del mundo- hemos participado en tantas batallas, animadas e inanimadas -cuando hablo de inanimadas es por que todavía están en creación-.

Que limitadas son las palabras de vuestro vocabulario, y que difícil -hoy puedo decir eso- es llegar a dar ese mensaje o palabra exacta para mover vuestra psiquis. Es muy difícil cuando también ya lleváis trabajos realizados y habéis desgranado o desglosado y os habéis permitido daros cuenta la cantidad de palabras que podría poner parecidas, a una cosa, una cosa determinada, y cuantas palabras semejantes y tan distintas puede haber.

Estamos uniendo cuerpos, estoy subiendo, estoy hablando, -por si no ha quedado bien claro-, desde la parte de conexión del alma de este vehículo MJG, y lo que muchos podríais denominar o se ha denominado El Altísimo Jesucristo, el Dios Hijo que el Padre creó.

Bueno, bueno, bueno, se me ha puesto cada nombre, cada nombrecito, cada parrafada, cada estupidez podríamos decir, por que podríamos buscar tantas cosas en la mente de este canal y yo sé muchas, muchas, puedo estar muy cerca de vosotros. Nunca, nunca, nunca, puedo llegar a una psiquis completa -sabed esto- tenemos que moveros a veces y removeros por muchos ángulos, a veces necesitamos que os caigáis en fondos, en fondos profundos, para ver que puede quedar allí del dolor.

No se bien a quién llegará toda esta cinta, este mensaje, pero yo sé algo muy hermoso, y es que “mi pensamiento tiene el poder universal”, y desde ahí sé como va a llegar a muchos de vosotros. Esto quisiera que se quedara como si fuera el título, el título, el mensaje más importante. Yo sé, que aunque nadie lo lea o lo escuche o pueda tenerla delante, su psiquis sí lo va a percibir. ¿De qué forma? ¿Cómo? y ¿Cuándo?… Ya se verá.

Eso está metido en la palabra “tiempo”, en la palabra “universal”, en la frase “Dios da y siempre provee”, o “Dios es el hacedor y si tu le pides te va a escuchar”, hay tantos mecanismos para que un alma pueda ya cobijarse en mi verbo, en lo que yo hoy pueda estar dejando aquí plasmado. En lo que muchos seres, que podéis decir o han podido decir, como la clave espiritual de élite, de santos ángeles, arcángeles, y yo os digo, solo somos guardianes, guardianes, somos protectores, somos amadores, somos conocedores, ya sabemos bastante de lo que es la verdad, de la que está compuesta el hombre y la mujer, el niño y la niña, el animal y el mineral.

Esa pequeña hojita o ramita que sale que a veces se seca, y otros la cortan con ese aire despectivo, y otros ni la miran al pasar y otros ni recuerdan que están dando el oxigeno, otros talan y queman esos árboles, esos bosques, esas inmensas llanuras a veces y montañas, que El Padre y que este sistema ha creado para que el hombre pueda vivir en el.

Cada vez que se quema un árbol, una parte del hombre muere, por que está restando esa vida, está restando ese oxigeno. No os imagináis lo que eso puede conllevar en el ecosistema y en la creación. Hay átomos en muchísimos árboles que dan vida a muchos, a muchos, a muchos seres (muy minúsculos) pero esos seres, tan minúsculos -no me voy a desviar de lo importante a lo que quiero ir- esos seres minúsculos que apenas veis o pocos los veis, como es el reino devico, ellos luego después mineralizan, llevan el polen también, son fracciones en niveles simétricos y perfectos del ADN de la tierra.

Microscópicamente cada filamento de la tierra tiene una composición del ADN, y se necesita llevar y traer por ese código del ADN, cada uno sus componentes, de ahí el reino devico, el reino mineral, reino vegetal. Todos esos componentes que están en la tripa de la tierra, todo eso forma parte de un gran pensamiento.

Dios y el hombre -podríamos decir- o el creador y todo su mundo, o el Hacedor y el Dador de Vida de esta forma y de este ecosistema. Yo diría “el Cristo” como me conocéis, y vuelvo a repetir, no sé a quién llegará todo esto, pero yo sé, yo sé, que yo ya reconozco la vida.

Este fue mi gran regalo que yo bajé en mi última estancia como Jesús. Reconozco la vida porque reconocí el amor.

Que duras estancias a veces hay que pasar en esta tripa de la tierra, cuando aquí falta tanto amor, sí, aquí podría decir el amorcito, aquí hay unas pequeñas gotas del néctar del amor. Pocos habéis bajado, “por que es tan doloroso bajar a este plano, a este plano sin amor”, sí, sí, sí.

Aquí hay un nivel y una clase de amor, enredado, enrevesado, mal comprendido, mal utilizado y también, la necesidad de el amor. Tenéis que descubrir esto, “la doble cara de la moneda”.

Se bajó a un plano de mucha densidad -perfecto, maravilloso- de creación pura y un gran holograma a desarrollar, la raza humana, la raza alquímica, la raza longeva del prototipo animal.

El cerebro del hombre es bastante animal, y podéis decir, ¿cómo bastante animal? sí, se devora así mismo, come del animal, se nutre del animal, también del reino vegetal. Pero miradlo bien. Es un cerebro bastante reptil, bastante alquímico, que es donde tiene que llegar ahora, a la alquimia de la comprensión.

Probablemente, lo que os estoy diciendo, entendáis poco, pero lo resumiré lo más que pueda desde el alo del rayo azul, donde ha habido tanta longevidad. Desde el rayo oro-rubí como os estoy ahora mismo hablando, en el cual me hallo y me he hallado, aunque manejo muchos.

Si supierais cuando decís de un rayo. El oro-rubí es “una inmensidad”, “es pentagrámico”, “es algo tan poderoso”, “tan poderoso”, que si supierais la densidad que hay cuando habláis de él con esa frialdad, esa necedad, -por que es necedad, porque no la habéis comprendido o por que lo comprendéis muy poco- ¡por favor!.

Hay algo grande que yo quiero trasmitiros hoy en este mensaje, para todo aquel que lo oiga, y es “EL RESPETO”, El Respeto, si no respetáis, no traspasaréis la puerta del conocimiento y la sabiduría.

Estaréis en los emblemas, en esa parte reflejándose como en el espejo. Pero para llegar a comprender, -cómo me he podido reflejar, y cómo puedo pasar de ahí, cómo puedo salir de ese laberinto de la mente-, se necesita mucha humildad.

Esta humanidad, no el 100%, no os quedéis al 100%, pero en un porcentaje alto, para pasar por la puerta grande tiene que haber conocido mucho dolor.

Almas solitarias y almas grandes en las experiencias, para que luego le configuren a un punto, un punto geométrico, podríamos decir como ese gran comodín es la humildad, ese gran tesoro del silencio de la humildad.

Ahora os hemos dado a algunos grupos y bastantes, bastantes en este planeta, muchos, que traspaséis esa puerta de la humildad, y no se puede hacer con las tripas llenas de dolor, de incomprensión, y no digamos de odio, ahí ya ni tocaríamos estos epígrafes.

Lo estamos dando para grupos selectos, donde ya tienen el compromiso en si mismos de afinarse, de reconocerse en su decrepitud, decrepitud también en este mundo. Y podréis decir qué decrepitud, -pues lo voy a resumir también-, mirad lo que es para vosotros decrepitud, para mi es algo ya, dañado, dolorido, envejecido, pero también con mucha solera, con mucho, habiendo traspasado muchas dificultades, pero, ahí está el pero, la decrepitud para nosotros es cuando una persona ya es longeva o con bastante conocimiento en la sabiduría y no ha llegado bien a comprender, a comprender.

No sé si os lo aclarará, pero también tenéis que saber esto, ese espejo desde donde nosotros queremos haceros llegar a cosas, se os refleja de una forma distinta, y ahora nos tenemos que ir acercando los unos a los otros, ¿por qué? Porque el universo estaba creado, todo, el ecosistema estaba creado, toda la existencia estaba creado, sólo tuvo que reflejarse fuera de esa creación para su manifestación. Haber si entendéis esto “fuera de su manifestación, fuera en la manifestación de la parte de su creación” y en ese traspolamiento, son eones de años, eones de tiempo, por eso la palabra tiempo hay que erradicarla tanto y tanto.

También queremos que JBG la pueda ir llevando al otro grupo, ya se le pondrá en la mente, pero queremos que quede grabado, tanto al grupo de lo que podíamos denominar G21, la palabra tiempo hay que erradicarla.

Bien, voy a seguir, Cerebro derecho y cerebro izquierdo, reflejándose, consciente e inconsciente. Supraconsciente, séptimo chakra y séptimo cuerpo. Séptimo cuerpo la consciencia despierta, vamos a ponerlo así, vamos a llegar hasta ese.

Cuarto cuerpo del ser humano, devico muy alto, donde ya contacta con el astral superior, bastante cerrado en la psiquis de lo que ya conecta con el cuerpo mental, podríamos denominarlo tercer cuerpo energético aquí y contactando en esa traspolación o unión con su tercer cuerpo el emocional.

Si os imaginarais, -y ya los habéis visto- en las auras o en los cuerpos, lo simétricos que son unos con otros, pero a veces estos cuerpos que han estado tan unidos, a veces han estado muy fraccionados.

El alma, el alma que ha estado en esa parte del cuerpo que más podía unir el astral superior con el ser, ahí podíamos poner el quinto cuerpo -no os quedéis exactamente con los números, yo estoy haciendo una similitud- ese ser que también se puede meter ahí en el alma. Ahora estamos queriendo que este vehículo lea un libro para que pueda entenderlo un poco más desde su mente, es de Alice Ann Bayle.

¿Cuánta sangre por tus venas? -refiriéndome a este canal,- de todo lo que ha escrito corre por tus venas, todo, absolutamente todo lo que haya habido que experimentar en esta tierra -en el área que tu elegiste, como yo- elegimos principalmente la del amador, y aunque todos somos amadores, pero la gratitud que nosotros íbamos recibiendo es la de dar y sin esperar muchas veces a cambio.

Era dura, era, era, por que fue una era, la culminó la era de Piscis, pero en otras, corrimos grandes batallas, defendimos siempre el ADN de la tierra. Esculpimos muchas piedras también con sangre, sí, y muchos de los que podéis escuchar o igual algún día leer, este mensaje este manuscrito, muchos de los que hoy somos amadores en los planos celestiales, como podíais decir, hemos pintado las paredes con sangre.

Error o no error, es lo que había. Desarrollo de una psiquis, el cordero Pascual. Llegó la pascua de Piscis, y tuvo que desdoblarse nuevamente ese espejo y ver otro ángulo de la parte del creador, otro énfasis donde Él creó y ahora os conoceréis de esta otra forma, siendo conscientes, siendo ya hacedores, siendo conocedores de mi gran sistema.

Ahora vais a resumir, vais a concretar este gran talismán que ha sido la vida, adherido a un ADN a una genética. Vais a poder desglosar, deshacer, conocer, y llegar a otro punto de resumen que seguirá, pero es otro ángulo de esta gran creación, y el poder ahora de esta gran creación, es saber que yo soy el pensador, el pensante y con ello creo.

Llega el momento de que la humanidad sepa mucho más claramente, mucho más claramente que es un cocreador, con todo el ecosistema, pero tuvo que desarrollar como esa pequeña, microscópica, cabecita de un esperma, ese cerebro que va ahí tan poderoso, tuvo que ponerle una bolita nueva del ADN, ya no necesito sufrir para vivir, ya no necesito pelear tanto en ese óvulo y en ese esperma, en esa genética, para ver si puedo crear vida, a ver si puedo gestarme, a ver si puedo nacer, a ver si puedo ser un ser, individual o en un colectivo, pero a ver si puedo ser.

Siempre había y siempre ha habido en ese esperma y en ese óvulo la necesidad de crear vida, de dar vida, de ser un ser viviente, pero con una gran dificultad, de la muerte, podría gestarse o no podría gestarse. La fuerza del esperma yaciendo ahí en ese óvulo de la mano femenina, de esa psiquis femenina, que fue trayendo a lo largo de tanta vida, y tantas vidas, ese dolor de esa engendración, del tener que morir por haber nacido. “Si supierais esto, el daño que hay grabado en vuestra psiquis”.

Quiero que en el próximo trabajo, -ya lo dejaré más claro-, este círculo donde está este vehículo, trabajéis la muerte, la muerte. Bien, seguiremos dando información, y no me quiero ahora mismo derivar de esto, lo retomaré un poquitin más adelante.

Principalmente el ser humano ha muerto tantas veces, por la codicia, la mentira, el dolor, el dolor, el dolor, el aburrimiento, la apatía, y todo esto llevado a una gran conclusión de la falta de compresión y de conocimiento. La psiquis es muy compleja, por que cuando se cansa de escuchar lo que hace es obviar lo que esta escuchando, darse como por entendida y ya no acepta ni lo que uno dice ni lo que otro dice. Hay muy poco tiempo de receptividad verdadera en una interlocución.

Amigos, hermanos, maestros de la vida, y amadores, también quiero dejar aquí claro y esto que se lleve a círculos, a grupos, es “que no queráis entenderos, no queráis comprenderos si a penas os escucháis”… en realidad no queréis llegar a un razonamiento de la interlocución que ha podido tener vuestro interlocutor.

Hoy os lo voy a poner más sencillo, estáis con un amigo o estáis en una reunión, mirad, que pocos hay que estén escuchando, -aunque seáis nada más que dos personas, tres, y ya no digamos más- verdaderamente lo que la otra persona está diciendo, no, no, no, no os engañéis.

Si alguien aquí sabe torear bien la corrida es Saint Germain, y hay muchos, muchos maestros, pero… La parte mía de Maitreya también, y ahí está mucho ahora infundiendo ya un conocimiento y una claridad en este planeta, en este ecosistema.

Yo traje la era pisciana, el dador, y ahora el dador en la siembra que tiene que recoger de esa cosecha que ha ido haciendo a lo largo de dos mil años, (vamos a dejarlo en dos mil), no es tal así, es el verbo creador, pero eso tiene que pasar en este sistema, en este sistema por una parte y es el amor.

Si una persona no está, vamos a poner un poco clara en sus emociones, y en sus mínimos pensamientos más yacentes de la vida cotidiana, no os va a escuchar. Por que cada palabra vuestra entra en un análisis de su mente, en una comparación con su sistema emocional, y con un sistema endocrino de sustancia de agridulce, depende de cómo lo haya pasado, va a pasar por su hipófisis, va a llegar al sexto chakra y de ahí pasa a su estomago, ahí se va a revolver y su aura cambia totalmente y cierra automáticamente canales.

Si a una persona le estáis hablando del hambre, hace todo este recorrido sistemático, sistemático por todos, y allá como estén sus parámetros de su inconsciente, por las necesidades que haya pasado, de cómo lo hayan comprendido, de cómo esté su genética, va a interactuar, y va a haber una revolución de energía en su aura que lo que va a hacer es “o rechaza y cierra el canal de la hipófisis para que no le entre información o si está bien lo abre” Entended esto, y con esto quiero llevaros a un punto (en el círculo, en el grupo y donde estéis) no queráis comprender a los demás todo de golpe, sólo por el momento dejaros estar en vosotros, sentid ese recorrido, sentid, y para eso es importante que antes de estar viendo el reflejo en ese espejo, que puede ser esa persona, estéis en el vuestro propio, estéis en el vuestro propio.

¿Dónde cala esa palabra? ¿Dónde cala, si hay una emoción detrás? Por eso os hemos dado ese pequeño trabajo de la mentira -no voy a hablar mucho ahora aquí- sí seguiremos dándoos esos ejercicios, y quiero deciros en todo este trabalenguas que a veces puede parecer lo que os estamos diciendo -yo sé por donde voy, y sé el punto que quiero tocar- y lo voy a resumir así muy fácil, muy tranquilamente, muy serenamente, pero tengo el conocimiento de este universo

“Sembrad”, “Sembrad y de ello recogeréis”. Si habéis sembrado lágrimas recogeréis vientos y tormentas, si habéis sembrado dulzura, las nubes del cielo se apartarán para vosotros. Entended esto que es de lo más sencillo, siempre se os va a dar el ciento por uno.

Pero también hay otra parte donde a veces podéis decir, “pero si yo estoy dando, si yo estoy haciendo, si yo estoy… yo no merezco esto”. Y yo os digo, hay, hay, hay, algunos holgazanes que no habéis hecho los deberes a tiempo, no habéis conocido sistemas, no los habéis limpiado luego después de como los habéis creado, o los habéis dejado ajustados o aclarados o tranquilos en su esencia ya, en esa perfección que deben estar.

Aquí hay muchos también que se bajaron a jugar como que esto era un juego divertido y bonito, ser un co-creador, pero el sistema es perfecto y al unísono de otros sistemas y ahí hay unas esferas que cuando se quieren salir de ellas no se puede salir por cualquier puerta que uno quiera.

En las esferas de este ecosistema, dentro de ellas uno puede estar eones de tiempo. Puede estar reviviéndose y reviviéndose y reviviéndose como quiera, pero cuando quiere salir de ahí, tiene que salir podríamos decir, que tiene que salir con las alas muy limpias para poder volar a otras. Y es haber dejado ese dolor. No se van a contaminar otras muchas esferas y muchos sistemas, cuando no les corresponde.

La tierra en parte está atrapada, está atrapada en esas esferas. Por eso hay muchos amadores aquí, para poder desde su aliento, desde ese sentimiento, desde ese perdón y desde ese gran poder del pensamiento ir dejando en esas grandes esferas a la humanidad.

Tu puedes, tu sabes, tu eres perfecto de cómo se te creo. Ahora desarrolla ese anagrama, ese código genético que te llevará a ello, y es en la dulzura de haber vivido, de haber comprendido, de haberse perdonado. Y de saber que toda existencia no termina. Podíamos decir un día volvemos al Padre, pero ese es el gran regalo, volver de nuevo, por que es un compendio de nuestra existencia, donde uno llega y dice, ahora sí sé que estoy.

Mientras tanto que no estemos en Él, siempre nos faltará algo, por que es un parte de la unidad.

Bien, no sé si os ha aclarado algo. Pero yo sé que para aquellos que tenéis una mente despierta y unos códigos ya funcionando “no todo, no todo”, pero bueno, si podemos estar charlando un día e igual se cogen tres cosas. Como los niños cuando van al colegio y al colegio, tendrán que hacer la “o” muchas veces y depende de la habilidad del profesor de como llegar a esa mente, les será mucho más fácil, mucho más fácil. En fin.

Es álgebra, es gramática, es numerología. Para uno el nueve es un fastidio y para otro cambiado que es un seis es agradable, pero si el nueve, o el seis lo cerramos, se puede convertir en un ocho, y si le cambiamos un poco de ahí podríamos hacer un tres, quiero deciros, todo es un conjunto, todo es un filamento y todo es vida.

Y la vida cada uno ha jugado a su forma de crear, de crear su vida y su mundo. Y Yo os digo en el día de hoy de febrero del dos mil ocho, el campo genético humano está tan cambiado, tan traspolado, que lo que antes para vosotros dos y dos eran cuatro, ahora se van a convertir en cinco y en seis, por que no lo vais a poder manejar.

Yo os digo -en estas grabaciones- respirar, amar, perdonaros, disfrutar lo que podáis y esperar que la nueva era se termine de anclar en la tierra, por que esto es como un gran cambio de una casa a otra. Podéis buscar algo, “un silla” y no saber donde está, por que la habéis guardado, igual almacenado en algún sitio y no os acordáis; y quien dice eso dice un libro, o dice… Hum, en vuestra vida, en unos años, no vais a saber a veces, ni por donde andáis.

Lo más importante en este cambio “Escuchad esto por favor” -son tres cosas las que quiero resumir importantes-, “Escuchad esto” “confiad, uníos todo lo que podáis unos con otros, por que la fuerza os va a dar esa fuerza unos a otros, por que la debilidad de este sistema es tan grande, el astral inferior (los bajos astrales), están tan densos y tan cerca de la tierra, que inundan psiquis y todas las psiquis, a nada que estén un poco desfallecidas o estén débiles, los horrores del mundo están aplastando a la psiquis humana.

Cada uno debería recoger lo suyo, pero eso también es complejo, por que son polos atrayentes, son energías atrayentes.

Cuidad vuestros pensamientos.

Número uno, sois lo que pensáis que sois de vosotros mismos.

Número dos, sentid, sentid, sentid, todo lo que podáis “Amor por todo”

Número tres, la puerta de la entrada al amor verdadero, y del amor verdadero, son EL RESPETO Y LA HUMILDAD.

Y para que se halle el cuadrado que recubre los círculos del “yo soy”, “yo me conozco”, y “yo me expando”, debemos potenciar en nosotros LA CONFIANZA.

Por favor, confiad, confiad en vosotros mismos. Confiad en el hermano que podáis tener al lado. Haced piñas y piñas en este mundo para que podáis sostener los pilares de la nueva tierra.

El nuevo ADN de la tierra ya se está implantando. El color violeta está interactuando muchísimo, muchísimo, muchísimo, muchísimo, (hay que uniros a ellos) por eso estamos dando este movimiento y, aparentemente, revolviendo a los grupos para, aunándolos, ajustándolos, asentándolos, que se consiga el propósito.

No estáis demasiado preparados, -escuchad bien-, no estáis demasiado preparados. Todavía os miráis mucho como individualidad, por favor, “sois y somos un colectivo, sois y somos un colectivo, somos una unidad” ya está bien de que nos miremos fraccionados, el uno y el otro, somos iguales, no miremos la paja en el ojo ajeno, mirémosla en nosotros mismos.

Pero no juzgaros, ya está bien de tanto juicio. Ya está bien de tanto análisis crítico, crítico y destructivo. Sacad de lo crítico lo constructivo. Todo ser humano, o muchos, tienen las dos polaridades. Olvidad lo negativo, olvidad lo negativo, olvidad lo negativo, “por favor”.

Plasmar y plasmar en positivo, no grabéis ya más dolor, no queráis más emociones, no queráis más ilusión ya, de tanto experimentar aquí, como se ha hecho. Ahora es otro cristalino el que está en la tierra.

Yo soy, yo vivo, yo me comparto, pero ya desde ese cuadrado. Por eso tiene ese análisis, eso que podéis ver de la Hermandad Blanca Cósmica.

Vamos a dejar descansar a este vehículo, pero la genética está en movimiento. El ADN, está puesto en marcha, y lo que antes era una cruz esvástica, lo que antes podía ser el Sanedrín, lo que antes podía ser Roma, lo que antes podía ser Tailandia, los planetas lo están cambiando. La humanidad va a pensar de una forma muy distinta.

Tenéis que conocer el Amor que está bajando a esta tierra, y es la unidad entre todos.

Hitler utilizó, mirad también todo esto, igual también os enseñó a utilizar la fuerza del bien o del mal. Hay muchos códigos muy sagrados que hay que salvar. Hay muchos planos que hay que proteger, en esta cruda realidad que la humanidad está viviendo ahora mismo y que ha creado.

Confundió el dolor por Amor y, recordad que no fue creada desde el dolor, no os confundáis.

Apenas sabéis lo que es el Amor. El Amor escucha sin juzgar. El Amor no compara. El Amor no se comparte separado. El amor no fracciona. El Amor no conoce de razas, ni de colores. Sólo segmenta niveles, sistemas, colores, sonidos, en fin…

Gracias de nuevo.

Para el círculo, daremos unos pequeños ejercicios a este vehículo. Y para muchos más grupos que estamos también sosteniendo desde esta energía, de la desprogramación del amor y del pensamiento incorrecto, y ahondando todo lo que se pueda ya en la psiquis. Muchos habéis hecho ya muchos trabajos grandiosos. Pero hay de aquel que se crea que está en una absoluta perfección. Es muy difícil en este sistema.

Vuestro amigo, y los apodos que me gustan que me han puesto también, como “El amigo que nunca falla”, el líder de muchos, y simplemente soy uno más, uno más entre mi gente, mis pueblos, mis amigos, mis dioses, y un servidor sobre todo de la genética, de la creación del Padre, eso sí lo defiendo a capa y espada, pero sobre todo con esta palabra “Perdonaos los unos a los otros y amaos como yo os he amado” esa es la clave, sin eso traspasareis poco las puertas del umbral de la nueva Jerusalén.

Y no soy dramático, ni quiero que seáis dramáticos, simplemente que reflexionéis. Escuchad esta cinta cuando queráis, la resumiremos… será conocimiento de y para la humanidad. Sí sería bueno que el círculo la escuchase, que la transcriba EGG si puede ser, y la llevéis también al grupo, y probablemente si os parece bien la podéis poner incluso por Internet, sin dar nombres.

Hasta siempre y Gracias

“Gloria a Dios en las Alturas y Paz en la Tierra a los hombres de buena voluntad.”

No hay comentarios:

Publicar un comentario